Urge convocar al Consejo Nacional y ser oposición firme y responsable: Iniciativa Galileos

Escrito por Super User. Publicado en Expresiones de Opinión

1.    El PRD ya no puede perder más tiempo, su sobrevivencia está en juego. El Consejo Nacional debe evaluar la situación y convocar a un Congreso que establezca la ruta para enfrentar y darle salida a la mayor crisis en la historia del partido. Ratificamos nuestra posición de disolver los órganos de dirección y empezar desde cero la construcción de algo distinto y mejor, a partir del registro que, por cierto, fue conseguido por el Partido Comunista, convocando a todo aquel que esté comprometido con la democracia, las libertades y los derechos humanos, privilegiando en todo momento el consenso. Aspiramos a convencer a las demás dirigentes y militantes de que esta es la única opción que puede recuperar la credibilidad perdida y volver a ser una fuerza que incida de manera determinante en el rumbo de la nación.

2.    La nueva hegemonía muestra cada día su talante restaurador del viejo régimen hiperpresidencialista. No cuidan ni las formas. Si la doble votación para darle licencia a Manuel Velasco para ser sustituto de sí mismo y violar la Constitución al ostentar doble cargo de elección popular es preocupante, la compra de diputados del Verde para que Morena tenga una mayoría absoluta artificial que le permita controlar la administración y el dinero de la Cámara en solitaria es infame. Ni el PRI se atrevió a tanto. El INE le reconoció a ese partido 191 diputados con el 37% de los votos, pero hoy tiene 254 gracias al fraude a la ley y a la más desvergonzada corrupción política. Por si eso fuera poco, la presidenta de Morena, Yeidckol Polevnsky, le exige sin empacho al gobernador de Morelos, Cuauhtémoc Blanco, que le entregue la Secretaría de Gobierno y la mitad de los cargos en el gobierno. Y esos son los que nos quieren imponer una constitución moral.

3.    Así como señalamos errores, incongruencias y fallas, también reconocemos aciertos donde los hay. Nos parece correcto que se acaben los excesos y gastos suntuarios en los tres poderes, los tres órdenes de gobierno y los órganos autónomos. Si bien rechazamos la simulación y nos parecen pueriles las exhibiciones de tuppers y termos para fingirse franciscanos, valoramos las medidas de fondo que racionalicen el gasto. En el caso del Congreso de la Unión es apremiante que éste cumpla con la Ley de Transparencia. Lleva tres años en falta, sin cumplir el Décimo Tercer transitorio que lo mandata a subir toda la información a una plataforma y además ahí se establece que los Grupos Parlamentarios son sujetos obligados y por tanto deben responder a la solicitudes de información de la ciudadanía. Queremos austeridad real, no fingida.